jueves, 22 de agosto de 2013

Andes. Perú. Cordillera de Huayhuash. Puscanturpa Este. Nevado Trapecio. Escaladas de Yamanoi y Noda

Cara SE del nevado Trapecio (5653 m) con las líneas de las vías Kozjek-Ivanek-Lamprecht-Monasterio, en color rojor, y Pita-Fernández (trazo aproximado) en azul. Foto Pavle Kozjek 2005


Escaladas japonesas en Huayhuash

En junio de 2013, en la cordillera peruana de Huayhuash, Yasushi Yamanoi1 y Masaru Noda abrieron una vía en la cara SE del Puscanturpa Este 5410 m; véase línea azul de la foto izquierda. Después repitieron la vía de Miguel Ángel Pita y José Manuel Fernández (agosto 2006) en la cara SE del Trapecio.

Los dos alpinistas japoneses creyeron que eran los primeros en escalar esta segunda vía, que recorre el sistema de canales a la derecha de la vía que intentó escalar Jeff Lowe, en 1985, y terminaron en julio de 2005 los eslovenos Pavle Kozjek, Branko Ivanek y Miha Lamprecht acompañados por el guía vasco (residente en Perú) Aritza Monasterio. Más info (en inglés) en Japanese Alpine News y en The BMC.
Notas
Yamanoi perdió diez dedos en 2002, tras repetir con estilo alpino la vía eslovena de 1999 en la cara norte del Gyachung Kang (7952m) en el Mahalangur Himal.

domingo, 11 de agosto de 2013

Andes. Perú. Cordillera Blanca. Yanapaccha Noroeste I. Cara SO. Escalada de Lopera y Pineda en 2007

Maikey Lopera.
Foto Carlos Pineda

El 13 de agosto de 2007 partí con mi compañero Carlos Esteban Pineda Beyer en transporte colectivo de la ciudad de Huaraz en dirección a Caraz. Antes de llegar a esta ciudad, tomamos en Yungay el «carro» que nos llevaría casi al final de la quebrada de Llanganuco.


Cara SO del Yanapaccha Noroeste I
Por Maikey Lopera

Al pasar las lagunas de Llanganuco bajamos al campamento de Cebollapampa y subimos por el camino que lleva hacia la laguna 69. Después de caminar casi tres horas tomamos un desvío a la derecha, marcado «Nev. Yanapaccha-Lag. Broggi». Llegamos al campamento adyacente a esta laguna y cercano a los 4520 m. Es un refugio abandonado, pero en relativas buenas condiciones, que usamos como campamento base.

Aproximación al refugio de la laguna Broggi y línea de la escalada de los venezolanos Maikey Lopera (residente en USA) y Carlos Pineda en la cara SO del Yanapaccha Noroeste I.
Imagen Sevi Bohórquez


Salimos del refugio el 14 de agosto por la mañana temprano hacia la cara SO del Yanapaccha Noroeste I. Por una morrena de roca pulida con secciones de IV y V clase fácil, llegamos en un par de horas a la base de la cara rocosa. La vía empieza aproximadamente a unos 4785 m, a mitad del circo glaciar que forma el anfiteatro de la cara suroeste y a la izquierda de una zona de verglass que baja por la pared.

Debido a las condiciones descompuestas de la roca en esta cara, la escalada sería delicada y con poca posibilidades para asegurarse. En ella son frecuentes los desprendimiento de roca; especialmente durante la tarde, cuando la pared recibe algo de sol.

En el primer largo de cuerda (de 60 m) encontramos dificultades de 5.8 (grados USA), en roca cubierta de verglass. El segundo superamos dificultad de 5.7 en placas rocosas. Trepamos después un tramo de unos 150 m con secciones de IV clase que nos llevó a la pared principal como tal. Nueve largos más con dificultad de hasta 5.9+ nos colocaron en la arista oeste. Estos últimos fueron aproximadamente 200 m de IV clase en roca suelta. Tras diez horas de escalada, por una sección corta de nieve alcanzamos la cima.

Línea de la escalada de Maikey Lopera y Carlos Pineda en la cara SO del P 5290 o Yanapaccha Noroeste I.
Foto y línea Maikey Lopera


Descendimos por la arista oeste hacia la Laguna Broggi. Alcanzamos el campamento casi 14 horas después después de haber partido. Nombramos nuestra vía* «Hay que ser humildes» (V 450 m 5.9+R) y se la dedicamos a nuestros amigos caídos en las montañas. Debemos tener en cuenta que, después de todo, las montañas siempre tienen la última palabra.

Fuentes de referencia

Véase ascensión de Munkler y Bandli

Andes. Perú. Cordillera Blanca. Yanapaccha Noroeste I. Ascensión de Munkler y Bandli en 1981

El P 5290 m a la izquierda del grupo de cimas del nevado Yanapaccha, vistas desde la arista norte del Huandoy Este. Foto Sevi Bohórquez 1988


El Yanapaccha Noroeste I o P 5290

El P 5290 m no figura en la cartografía como Yanapaccha. Sin embargo está unido a él, Justo a un kimómetro al norte de la cima noroeste (5380 m) del Yanapaccha principal 5460 m.

Para diferenciarlo de otros nevados con la misma cota —como el cerro Carhuallúm, por ejemplo— nos referimos al P 5290 m con el sobrenombre de Yanapaccha Noroeste I. Esta cima fue ascendida por los alpinistas alemanes Michael Munkler y Bernhard Bandli, que escalaron la vertiente SO, desde la quebrada Yanapaccha, en julio de 1981.

Fuentes consultadas

● Brüssow, Joachim. Cordillera Blanca, Eiberge unter tropischer Sonne. Karlsruhe : Vadenia Verlag, 1984.
Alpine Journal
American Alpine Journal

Cartografía

● BORCHERS, Philipp (editor). Cordillera Blanca y el Callejón de Huaylas (Perú) Parte Norte 0/3a (DÖN). E.1:100.000. Munich : Klein & Volbert, 1935 y facsímil 1988.
Hoja 19-h. Carhuaz. Carta Nacional 1:100.000. Lima-Perú : Instituto Geográfico Nacional, 1995.
● RICKER, John F. Yurac Janka. A Guide to the Peruvian Andes, Part I. Cordilleras Blanca and Rosko. Banff : Canadian Alpine Club. New York : American Alpine Club, 1977. Map 2.

Comunicaciones personales (c.p.) y agradecimientos

● Hermann Huber, Eduard Gehand

lunes, 5 de agosto de 2013

Andes. Perú. Cordillera Blanca. Ishinca. Ranrapalca. Nuevas vías de Pineda y Solé. Parte II

Carlos Solé en la zona rocosa del pilar central de la cara N del nevado Ranrapalca.
Foto Carlos Pineda/climberstours.com


Nueva vía en el nevado Ranrapalca
Por Carlos Esteban Pineda Beyer

Nos tomamos nuestro tiempo para comer y vestirnos (véase Parte I), calculando el mejor momento para empezar la ascensión al nevado Ranrapalca (6162 m), previendo las condiciones del corredor: caída de hielo y roca y posibles aludes en la noche. A las 0:30 horas del sábado 8 de junio dejamos el vivac.

Por la morrena llegamos al glaciar. Atravesamos luego por debajo del enorme cono formado por la nieve, el hielo y la roca que caen del corredor. Para entrar a éste ascendimos por el lado derecho del cono. Escalamos y nos aseguramos con estilo ensamble (simultáneo) para salir lo antes posible de la parte más expuesta, antes de los primeros rayos del sol.

Pasamos el primer punto clave, una pendiente de hielo fino y nieve mezclada con rocas sobre una losa casi vertical. Recibimos pequeñas avalanchas de nieve polvo, y encontramos nuestro primer aseguramiento protegido antes de las 6:00 horas. A partir de aquí escalamos evitando el peligro del canal principal, por donde veríamos caer después grandes cantidades de hielo y roca. Luego subimos por el pilar central, formado por roca suelta y descompuesta.

Poco antes del atardecer llegamos a la parte superior de la canaleta, que se divide en tres canales. Tomamos el izquierdo, formado por una serie de cascadas de hielo verticales que parecen formar una gran escalera. La temperatura bajó muy rápido al llegar la noche. Casi a -20° C a unos 5700 m, luchamos contra el frío frotando las manos sobre las rodillas, tomando pequeños descansos, escalando para mantener nuestro cuerpo caliente y evitando que nos venciera el sueño.

Justo antes del final de la noche nos encontramos con la última cascada de hielo, la superamos y escalamos el último largo pasando a través de una cornisa inestable para llegar por la rampa final a la meseta glaciar.

Línea de la escalada de Carlos Pineda y Carlos Solé en el corredor central de la cara N del nevado Ranrapalca. Foto y trazos Solé-Pineda/climberstours.com


A las 11:30 horas del domingo, 9 de julio, azotados por fuertes vientos, con nieve polvo congelada en nuestras caras y muy poca visibilidad, llegamos a la cumbre. En nuestro descenso por la cara noreste seguimos la vía normal. Nos perdimos varias veces hasta que encontramos un rápel, fijado con fisureros y mosquetones que abandonaron una par de amigos chilenos que el día anterior habían escalado una de las vías de la cara norte, y que nos llevó a la parte inferior del glaciar.

Caminando muy mal, deshidratados y cansados llegamos al vivac Longoni a las 19:30 horas; completando 43 horas de hermosa escalada en esta maravillosa línea (960 m ED M6 5.10+ 70°-90°) que llamamos «Learning of our Weaknesses». No importa lo mucho que sufrimos, nos encanta porque estábamos, como indica el nombre de nuestra vía, "Aprendiendo de nuestras debilidades". Tomamos los próximos tres días de descanso, y bajamos a Huaraz el 13 de junio para prepararnos para continuar escalando.

Fuentes consultadas

Revista Peruana de Andinismo y Glaciología, 1958-1959
American Alpine Journal 1969

Andes. Perú. Cordillera Blanca. Ishinca. Ranrapalca. Nuevas vías de Pineda y Solé. Parte I

Carlos Esteban Pineda Beyer y Carlos Eduardo Solé Perozo llegaron a Huaraz a finales de mayo de 2013. Mientras esperaban mejores condiciones meteorológicas escalaron en las rocas de Chancos, de Los Olivos y de Hatun Machay. Ambos andinistas venezolanos entraron después en la quebrada Ishinca, el 3 de junio. Durmieron en el refugio Ishinca, a unos 4350 m.* Pensaban ascender las vías normales de los nevados Ishinca y Ranrapalca. Al día siguiente subieron al refugio Mariscal Castilla (ca. 4950m),* rebautizado «vivacco Longoni» tras ser restaurado.

Carlos Esteban Pineda y Carlos Eduardo Solé en la cumbre del Urus, con los nevados Ranrapalca (izquierda) y Ocshapalca al fondo. Autofoto Carlos Solé


Dos posibles vías nuevas en la Cordillera Blanca
Por Carlos Esteban Pineda Beyer

Cuando subíamos al «vivac» (refugio), observé en la cara noroeste del nevado Ishinca una posible vía de ascenso directo a su cumbre y propuse a mi compañero escalarla. Por la mañana, del miércoles 5 a las 05:45 horas, subimos por la morrena con idea de escalar dicha línea directa desde el vivac a la cima del nevado.

La ascensión propiamente dicha empezó a unos 5050 m,* con 190 m por pendientes de nieve de 30° a 40° de inclinación seguidas de dos largos de cuerda (30 m y 60 m) de escalada mixta, otros tres (60 m cada uno) de 60° a 80° y uno corto (20 m) de unos 60°/50° a 30° hasta la cumbre (5530 m), que alcanzamos a las 11:15 horas.

Líneas de escaladas de Jernej Gračner – Uroš Gračner 2009 (izquierda), Carlos Pineda – Carlos Solé 2013 (centro) y Kathy Cosley – Mark Houston 2003 (derecha) en la cara NO del nevado Ishinca. La parte final de estas dos últimas líneas coincide con la de Vasja Kosuta y Matija Klanjscek de 2000, no señalada, y resta averiguar la línea de la escalada de Albi Sole y Diana Kahler «en la cara de roca a la izquierda de la vía normal.»
Foto Carlos Pineda. Trazos Carlos Solé


Descendimos por las pendientes del nornoroeste. Llegamos al vivac a las 13:15 horas. Nombramos esta posible nueva vía «The Carlitos's Way» (480m D+ M5 60°-80°), que dedicamos junto con la cumbre a nuestros amigos Paul y Claire quienes presenciaron este ascenso durante su luna de miel. Desde la cima del Ishinca contemplé el couloir (corredor) central de la cara norte del nevado Ranrapalca y acordamos escalarlo.

Dedicamos el jueves al descanso, sin poder apartar de la mente la imagen de aquella «canaleta». Para completar la aclimatación, el viernes partimos de nuevo hacia el Ishinca sobre las 6:45 horas. Esta vez elegimos las pendientes nornoroeste. Alcanzamos la cima a las 9:20 horas y descendimos por la arista suroeste. Llegamos al vivac a las 10:45 horas. Después de preparar el equipo nos acostamos a las 17:00 horas para despertar a las 22:30 horas, comer y partir hacia el Ranrapalca. Continúa en Parte II.

Notas

● * Alturas calculadas con altímetro barométrico de pulsera, ajustado a los 4350 m del refugio Ishinca. (1)
● Queda averiguar si el recorrido coincide con el atribuido a la expedición alemana de 1964. The American Alpine Journal 1965 registra que fue en la cara oeste y que participó José Luis Fonrouge, que murió el 28 de abril de 2001. Su amigo Carlos Comesaña, que estuvo aquel año en Perú con el recordado andinista argentino, que solía conversar con él y que tiene su único libro (Horizontes verticales en la Patagonia), piensa que Fonrouge quizá no participara con los alemanes en la apertura de esa vía.

Fuentes consultadas

American Alpine Journal
● MORALES ARNAO, César. Andinismo en la Cordillera Blanca. Lima: Turismos Andino, 1968.
Slovenski alpinizem 2009 – 2010 p. 136
Web coley & houston


Comunicaciones personales (c.p.) y agradecimientos

● Albi Sole, Carlos Comesaña, Matija Klanjscek, Servei General d'Informació de Muntanya (SGIM) de Sabadell